Bodegas José Pariente

Innovación y respeto, tecnología y pasión por los grandes vinos blancos. En la bodega, como en el viñedo, Victoria Pariente mantiene el compromiso de su padre, José Pariente, con la búsqueda de la excelencia.

Hoy la bodega suma ya la tercera generación, en la persona de la hija de Victoria y de Ignacio Prieto, Martina Prieto Pariente.

Desde 2008 la bodega dispone de un edificio de nueva planta, sólido y funcional, situado entre Rueda y La Seca, desde el que se divisa una panorámica espectacular, con las viñas propias en primer término.

Las instalaciones cuentan con la tecnología de última generación necesaria para cuidar la producción hasta el extremo y enfatizar los aspectos diferenciales. Intercambiadores de pasta, maceradores y la cámara de estabilización, entre otros recursos, permiten enfriar y mantener la temperatura de uva, mosto y vino durante la elaboración, un aspecto de suma importancia en vinos blancos. La fermentación puede llevarse a cabo en depósitos de acero inoxidable, en barricas de roble francés o en depósitos ovoides de hormigón, una técnica innovadora.

.